Con el concepto de pertinencia hacemos referencia a que ciertos aprendizajes se producen con más facilidad que otros dependiendo de la relación entre los Estímulos y/o las Respuestas que están implicadas en cada caso.

 

En el Condicionamiento clásico, hablamos de pertinencia entre el Estímulo condicionado y el Estímulo incondicionado debido a que ciertas combinaciones se aprenden con mayor facilidad. (P.ej. se aprende más fácilmente la asociación entre un Estímulo audiovisual y una descarga eléctrica que entre un sabor y una descarga).

En el Condicionamiento Operante hablamos de pertinencia haciendo referencia a que determinadas Respuestas son más fácilmente condicionadas con determinados Reforzadores. (P.ej es más fácil condicionar con comida el picoteo que el aleteo). También ocurre que determinados Estímulos pueden funcionar más fácilmente como Estímulos discriminativos de determinadas Operantes. El principio de pertinencia marca ciertos límites biológicos al condicionamiento operante.

En general, todos los fenómenos de pertinencia reflejan adaptaciones retenidas en la Filogenia de cada especie.