2.3. La energía del procesamiento: el arousal

Por arousal se entiende el nivel general de activación de un organismo que determina, en un momento dado, su disposición para actuar. 

La relación entre activación (arousal) y rendimiento se denomina Ley de Yerkes-Dodson. Esta ley propone una relación entre la activación y el rendimiento en forma de U invertida, representando el pico superior de la U invertida el punto o meseta en el que se obtendría el mejor rendimiento, que se correspondería con niveles moderados de activación.

Algunos autores han defendido que los niveles de arousal afectan al rendimiento porque determinan el número de fuentes o señales informativas que pueden ser vigiladas. Un alto nivel de arousal permite ser más selectivos con la información, un nivel bajo de arousal, ocasiona un mejor rendimiento cuando deben vigilarse muchas señales informativas.

Arousal y rendimiento: variables moduladoras

La relación entre el arousal y el rendimiento ha sido explorada frecuentemente utilizando una tarea de tiempo de reacción serial (TRTT). Esta tarea, los sujetos deben responder, pulsando la tecla correspondiente, ante el encendido de una de las cinco luces dispuestas horizontalmente. Utilizando esta tarea, se ha descubierto que algunas de las variables que afectan negativamente al nivel arousal, ruido, sueño, tiempo desempeñando la tarea, alcohol, incremento los errores de respuesta y el tiempo de reacción.

El rendimiento en tareas SRTT se ha explorado bajo condiciones de ruido y pérdida de sueño. La presencia de ruido disminuye el rendimiento en sujetos que han dormido adecuadamente, aunque mejora el rendimiento de sujetos sometidos a privación de sueño.

La duración de una tarea SRTT también influye sobre el nivel arousal. Cuanto más tiempo se dedique a ejecutar la tarea el nivel de arousal debiera disminuir debido al cansancio. Si así fuera, los efectos negativos del ruido, que elevan el arousa, deberían ser contrarrestados progresivamente, según aumenta el tiempo dedicado a la tarea.

Broadbent propuso la presencia de dos tipos de arousal:

  1. Arousal inferior

  2. Arousal superior

Una alta impulsividad refleja bajos niveles de arousal, mientras que la cafeína generalmente incrementa el nivel arousal. Se descubrió que la cafeína mejoró el desempeño de los sujetos con alta impulsividad porque ayudó a elevar su bajo nivel arousal hacia un nivel óptimo. Por el contrario, el desempeño de los sujetos con baja impulsividad fue peor al administrables cafeína porque sus niveles de arousal eran ya óptimos y la cafeína lo que hizo fue exacerbarlos.

Ciertos estudios apuntan a que bajos niveles de arousal están vinculados con TDAH y la impulsividad. A su vez, la falta de sueño se asocia también con la presencia de un nivel bajo de arousal, y puede, también ocasionar síntomas parecidos a los del TDAH. De hecho Chervin, ha descubierto que durante la infancia y la temprana adolescencia, la somnolencia durante el día, puede estar relacionada con la conducta hiperactiva e impulsiva. Si además, el niño ronca, el riesgo de mostrar hiperactividad se duplica. Por lo tanto, vinculando TDAH y falta de sueño, se podría sugerir la conveniencia de una intervención poco ortodoxa, para aquellos diagnosticados de TDAH: dado que el ronquido está frecuentemente causado por una apnea, la cual puede deberse a la presencia de amígdalas de gran tamaño, extirpar las amígdalas podría, en algunos casos, mejorar el TDAH.

Un modelo de procesamiento inspirado en sistemas energéticos

Sanders (1983, 1997) propuso un modelo ampliado de procesamiento de la información en el que, junto a estudios de procesamiento, contempló la participación de sistemas energéticos. Lo más relevante del modelo es la incorporación de tres sistemas energéticos diferentes:

  1. Arousal.

  2. Activación.

  3. Esfuerzo.

Un mecanismo de evaluación vigila continuamente los niveles de arousal y de activación y, a partir de ellos, puede incrementar el esfuerzo, lo que a su vez, afectaría a dichos niveles de arousal y activación. El preprocesamiento de un estímulo puede incrementar el nivel de arousal lo que, asimismo, afectaría al estadio posterior relacionado con la extracción de características. Por otro lado, el sistema de esfuerzo, graso modo equiparable al procesamiento consciente, tiene influencia directa sobre la eficacia en la selección de la respuesta apropiada para la tarea en curso. Finalmente, el mecanismo de activación, que puede ser interpretado como un estado de preparación para responder, influye sobre el ajuste motor o ejecución de la respuesta.