1.1. Conceptos principales de la Psicología del Lenguaje

El objetivo de la psicología del lenguaje o psicolingüística es conocer cómo se percibe la información que llega del exterior, cómo se procesa y almacena, cómo se razona y se solucionan problemas, etc.

En un principio, los psicólogos del lenguaje se dedicaban a investigar los mecanismos cognitivos que permiten comprender y producir el habla. No obstante, en los últimos años, con el desarrollo de nuevas tecnologías de investigación como la neuroimagen, los potenciales evocados y las técnicas fisiológicas están cobrando gran importancia los mecanismos neuronales.

Así, esta disciplina estudia todas las operaciones que se llevan a cabo desde que llegan los sonidos del habla a los oídos, o los signos gráficos de la escritura a los ojos, hasta que se extrae el mensaje y se integra en los propios conocimientos. Y también a la inversa, desde que se planifica un mensaje en la mente hasta que se transforma en sonidos pronunciados o en letras escritas (Compresión y producción).

De esta forma, varias son las disciplinas científicas que, de un modo u otro, se ocupan del estudio del lenguaje aunque con distintos objetivos y metodologías. Así, la lingüística estudia los elementos formales que constituyen una lengua y las reglas que rigen la relación entre esos elementos.

La lingüística emplea el método racional, consistente en reflexionar sobre reglas, mientras que la psicología del lenguaje usa el método científico para recoger datos empíricos y verificar hipótesis sobre el uso del lenguaje por parte de las personas.

Además, la lingüística parte de materiales verbales que han sido producidos en situaciones ideales, por ejemplo frases perfectamente gramaticales (producto acabado) mientras que la psicolingüística parte de materiales que han sido producidos en situaciones reales, con todos sus defectos y errores.

Otra disciplina relacionada con la psicolingüística es la sociolingüística, cuyo objetivo es conocer cómo varían las formas lingüísticas en los distintos grupos sociales o cómo influye el lenguaje en la interacción social.

También existen vínculos con disciplinas médicas que estudian los aparatos y órganos que intervienen en el lenguaje, especialmente la foniatría, que estudie el aparato fonador, y la neurología.

En psicolingüística, una de las variables más importantes es la frecuencia de uso, es decir, la frecuencia con que se utiliza cada palabra, ya que cuanto mayor es la frecuencia de uso, más fácil resulta su procesamiento.