9.1. Introducción sobre las técnicas de afrontamiento

La terapia racional emotiva, y cualquier terapia cognitiva suelen considerarse terapias de reestructuración cognitiva, sin embargo, hay otro tipo de problemas: conductuales, estrés, malestar emocional, que se mantienen. Estas estrategias, fundamentalmente de carácter cognitivo, podríamos considerar que están relacionadas no tanto con lo que las personas están pensando, sino más bien con lo que no están pensando. Es decir, las carencias de algunos procesos y metaprocesos cognitivos básicos conducen al desarrollo, mantenimiento y agravamiento de muchos problemas psicológicos y de relación social.